martes, 3 de abril de 2012

Fábula del castaño y el olivo

 

Frondoso en el verano aquel castaño,
ufano de su copa y su follaje,
dijo al olivo: "No ha de ser buen paño
el que solo te da para ese traje".

Mas acercándose el final del año
y con él los rigores del invierno,
el aceituno quiso darle un baño
cuando vio los efectos del galerno:

"¿Qué fue de tu follaje y de tu terno,
del traje del que tanto presumías?
¿Acaso te pensabas que era eterno?

Si tus hojas son flor de un par de días,
mientras vas a buscarlas al averno
te esperaré yo aquí junto a las mías".


Fábula del castaño y el olivo ©Fernando Hidalgo Cutillas 2012

3 comentarios:

mario a. dijo...

buena fabula, de la cual me queda un sabor arevancha

mario a.

Luisa Méndez dijo...

Me gusta, estilo, rima, un soneto con todos los aditamentos. Que no falte la imaginación ni las ganas de prender de los que saben.

Luisa Méndez dijo...

Me gusta estilo, rima, un soneto al que no falta de nada. Gracias, Panchi, por tan bellos regalos.